lunes, 15 de agosto de 2011

Una humilde dama se pregunta si existe la justicia


Cuando doña Helia escuchó a su hijo Eusebio decir que retomaría el volante de una guagua para ayudarla con una parte del dinero que se gastó en el entierro de su hermana nunca imaginó que al otro día vería otro ataúd con su cadáver dentro.

El primero en morir fue Ciriaco García Mora el 9 de agosto de 2009. Justo cumplía sus 25 años cuando le cegó la vida un cabo de la Policía mientras celebraba su ascenso de rango con disparos a ciegas.

Eran las 6:00 de la tarde del 28 de julio pasado cuando la familia sepultaba el cuerpo de Patria, afectada mortalmente por un cáncer a sus 38 años. Todos los parientes compartieron el pesar de perder dos miembros en menos de dos años.

Pero el dolor se le hizo insoportable a Helia Mora cuando doce horas después le llamaron al teléfono para decirle que Eusebio García Mora había sido asesinado por un oficial que emprendió la fuga.

Su condición de iletrada no le resta razón para exigir justicia. Y no es por el caso de Ciriaco cuyo homicida sigue libre, sino por el crimen más reciente que un agente perpetró después de que se produjera un rose entre su vehículo y la guagua de Eusebio.

Cuando mataron a Ciriaco los parientes tuvieron que llevarla engañada a la funeraria porque estaba fuera de razón. Con Patria se mantuvo resignada al entender que el cáncer le ganó la batalla. Pero la noticia de que también se le había ido Eusebio la sacó fuera de sí y recuerda que despertó frente a su ataúd para desmayarse nueva vez.

“Creí que para esta hora estaría muerta. Pero aquí estoy, pidiendo justicia por mi hijo”, dijo entre sollozos la triste y desahuciada madre.

Mora vive en Yabonico, San Juan de la Maguana, pero se trasladó hasta la capital con los pocos pesos que le quedan para rogar de las autoridades una migaja de la justicia que le corresponde .

Cuatro de siete

De sus siete hijos, solo le quedan cuatro. Ya todos son mayores de edad. Su único deseo es que se preparen para cuando ella les falte “porque tanto dolor no se puede aguantar”.

“Tengo noches que cuando me atacan los nervios debo levantarme y llorar para sentirme un poco más estable. Ya no duermo ni como”, contó la dama.

Lo que más le duele, según narra, es que sus dos hijos fueron asesinados por agentes de la seguridad pública, los mismos que están llamados a proteger los ciudadanos.

No es fácil

Sergio Alcántara es el padrastro de los fallecidos. Reconoce que no es su padre biológico, pero expresa el dolor como si lo fuera. “No es fácil soportar tres golpes así. No es nada fácil...”

Ciriaco dejó tres hijos en la orfandad. Las edades apenas están entre dos y cinco años.

A Patria la recuerdan cinco vástagos de edades entre 20 y 15 años como una madre honesta y buena.

Eusebio fue el único que no tuvo descendientes directos.

Los tres hoy extintos son recordados por doña Helia Mora como buenos hijos, trabajadores, socialmente adaptados a una realidad pautada por una extrema pobreza que no alcanza padrinos en la justicia.

Versión2: Manauri Jorge

viernes, 12 de agosto de 2011

Artistas no videntes quieren que su ritmo llegue al mundo


Versión2: Manauri Jorge

Hace un año que la casualidad juntó a Cristian Pérez y Joselito Hernández en un centro para personas especiales. Con 23 años el primero se graduará de derecho y el segundo culminará su bachillerato al cumplir los 17. Ambos son no videntes desde la infancia.

Cristian Pérez, conocido sobre tarima como “El Príncipe”, perdió la vista a los 3 años en un accidente de tránsito. Desde entonces un bastón blanco ha sido su mejor aliado.

A Joselito Hernández, “El Polayo”, le cambió la vida cuando una bala perdida lo despertó en la madrugada bañado en su propia sangre. Desde entonces no ha recuperado la visión ni con las atenciones médicas que le dieron en Miami, Estados Unidos.

En el 2005, a pocos días de quedar ciego, el presidente Leonel Fernández le preguntó a Joselito qué era lo que más deseaba: “recuperar la vista” susurró el niño de 12 años. Ya su respuesta no es la misma...

Ahora El Polayo y El Príncipe lo que quieren es que sus voces se escuchen en todos los rincones del mundo. Se han dedicado a la música urbana y las obaciones recibidas les dan a entender que no necesitan ver los micrófonos para saber cómo usarlos.

Contrario a Joselito, Cristian puede ver medianamente mientras la luz del sol ilumina la mitad del día. Al caer la noche debe desdoblar su bastón blanco y cambiar los textos comunes por los de lectura Braille.

El Príncipe reside junto a sus padres y hermanos en Villa Mella, Santo Domingo Norte. Labora en el Instituto Postal Dominicano en el área de servicio al cliente, pero su anhelo es transmitir mediante la rima popular el optimismo de los discapacitados.

El Polayo vive con la abuela que desde pequeño lo ha criado en el mismo apartamento que le obsequió el Estado cuando su caso conmovió a todo el país. Su tragedia fue el génesis para implementar el sistema Barrio Seguro que busca controlar la delincuencia nacional.

“En principio tuve miedo, pero me fui acostumbrando y hoy puedo decir que lo que el destino me quitó no me impide superarme”, enfatizó sonriente Joselito, mientras sus ademanes reflejaban la cultura urbana que lo impulsan a cantar.

Coinciden las motivaciones de estos artistas, ya que Cristian también confesó debilidad para acostumbrarse a su condición pero se sobrepuso a los obstáculos -principalmente a la discriminación social- y en pocos días le entregarán su título de abogado.

“El ser humano pierde un sentido y cree que se le viene el mundo encima. Mientras el corazón late hay posibilidades de lograr los sueños. Quiero demostrar que no hay limitaciones, que cuando se quiere se puede, y con la fuerza del corazón todos los obstáculos serán destruidos”, afirmó El Polayo.

No son ajenos a la crítica social porque cuando uno dijo “es para que vean que también de los barrios salen cosas buenas”, el mayor secundó “así es mi hermano”.

Sobre tarima


Cuando se conocieron en agosto pasado (el mismo mes en que Joselito perdió la vista en el 2005) Cristian le cantó un tema a su nuevo compañero y el otro hizo lo propio. Desde entonces han combinado lírica, letras y rimas.

Cuentan que se han presentado en varias actividades privadas y públicas. Han compartido escenario con otros talentos nacionales de la música urbana, pero Cristian confiesa que la condición de no videntes sorprende a los espectadores.

Hace seis años el Presidente le prometió a Joselito que nunca estaría solo. Y es precisamente por eso que le hace un llamado al Gobierno para que los ayuden a realizar sus sueños, los mismos que el mandatario le pidió de favor nunca dejar de cumplir.

viernes, 5 de agosto de 2011

El Acuario Nacional en graves dificultades con el agua


Versión2: Manauri Jorge

Un paseo por una de las doce salas del Acuario Nacional permite pensar que la realidad virtual presenta su máxima expresión en esta zona acuífera donde miles de especies marinas convergen en ecosistemas artificiales.

Pero la realidad que azota los 35 mil metros cuadrados del museo es que desde que fue inaugurado, el 8 de noviembre de 1990, ha sido objeto de varias modificaciones por problemas de filtración en los techos. En esta ocación la cantidad de agua que traspasa también por las paredes evita la libre circulación de los visitantes.

La dirección del centro argumenta que se han mantenido en constante renovación, en interés de ofrecer más y mejores servicios a los visitantes. Sin embargo la opinión del arquitecto Pedro J. Borrell, diseñador del centro, es tajante al decir que “los problemas de hoy son por descuido de la administración”.

La obra costó RD$22.8 millones, pero ya se ha gastado más de esa cantidad para impermeabilizar su estructura. Ahora una de las empresas concursantes en la licitación cobra RD$17 millones, mientras que la más económica se lo cotiza en RD$5 millones. Los valores reflejan la profundidad y calidad del servicio ofertado.

Juana Calderón, directora del Acuario Nacional, dijo que no puede tomar los RD$15 millones que dispone como presupuesto annual sólo para solucionar el problema “ancestral” de las filtraciones.

“Es que además tenemos el problema elétricco, que nos tiene con la soga al cuello”, justificó Calderón.

El presupuesto del Acuario es de RD$1.2 millones mensuales. De esos, RD$800,000 cubren el pago a los 42 empleados. Otros RD$198,000 en material gastable, alimentos y mantenimiento de las peceras. Más de RD$300,000 en energía electrica y casi RD$600,000 en combustible.

En total los gastos mensuales ascienden a RD$3,980,000, casi RD$2 millones más que el aporte oficial.

El resto del dinero lo consiguen a base de actividades privadas y el cobro de entre RD$40 y RD$60 por cada persona que entra al recinto.

“Tengo una comunicación que la voy a enviar porque no nos pagaron los meses de abril y mayo. Nos movemos con lo poco que nos ingresa por concepto de cobro y actividades privadas, pero sin eso esto estuviera practicamente cerrado”, confesó Calderón.

La impotencia le brotó por los ojos cuando expresó que “cada vez que miro hacia arriba me deprimo”, pero después de suspirar como quien se desinfla de esperanzas, Calderón explicó que en 2008 contrataron la empresa Méndez y González para realizar el trabajo de reparación y a los pocos días las filtraciones reaparecieron”.

La adminsitración del Acuario decidió demandar a Méndez y González por el trabajo realizado. Después de tres años el caso todavía flota inerte en los tribunales.

Lo peor del caso, según Calderón, es que como dependientes del Ministerio de Medio Ambiente no puede convocar a nuevas reparaciones ni darle curso a la demanda en contra de Méndez y González, ya que el departameento legal de la cartera lleva la voz cantante en el tema.

A su favor, el arquitecto Borrell afirma que las impermeabilizaciones se hacen bajo un contrato de dos, cinco o diez años, por lo que si se denunció con tiempo la garantía exige rectificar el error de los culpables.


Más problemas

Otro de los problemas que mantiene el “cáncer” en el Acuario son las añejas instalaciones elétricas que datan desde la misma fecha en que esa edificación se convirtió en lo que es hoy.

“Queremos solucionar el problema de las filtraciones para entrarle al de los cables energéticos”, expuso Calderón.

Dentro de las medidas adoptadas para ahorrar dinero están las de cambiar las llaves convencionales en los baños por otras con sensores que se cierren automaticamente cada diez segundos; cambiar los bombillos de 110 watts por los de bajo consumo, habilitar un laborratorio interno para el estudio de los animales y cubrir de sus propios bolsillos cualquier actividad fuera del establecimiento.

La manera que tienen para sostenerse es por el cobro de las entradas a los 150 mil visitantes promedio que desfilan por el Acuario cada mes. Sin embargo, han aumentado la vigilancia porque esos mismos espectadores dañan las peceras y provocan filtraciones.

Juan Antonio Ciprián trabaja en el Acuario desde más de cinco años y cuenta que en varias ocaciones le ha llamado la atención a niños porque utilizan algún objeto punzante para introducírlo a las peceras, lo que provoca que con el tiempo se rompan.

Tampoco son ajenos a las deficiencias del sistema energético provincial, ya que han reportado reclamciones a la Empresa Distribuidora de Electricidad del Este (EdeEste) porque los recibos mensuales les han sobrepasado los RD$300,000 de consumo, cuando el consumo no supera los RD$200,000.

“Solicitamos un cambio de circuito y la gente de EdeEste nos dice que el asunto lleva tres meses en carpeta, pero que no nos desesperemos porque nos van a resolver”, señaló Calderón.

Las carencias que presenta el centro nacional ponen en tela de juicio su permanencia sin la pronta intervención de los espeicalistas, ya que los mismos advierten que de no hacerle frente a las filtraciones el edificio podría colapsar antes de lo estimado.

lunes, 1 de agosto de 2011

El crimen contra Yessenia sigue en nebulosas


Versión2: Manauri Jorge

El dictamen de medidas de coerción contra dos supuestos autores del asesinato de Yessenia Rivera parecería que esclareció el crimen, pero en el ambiente flota una lluvia de interrogantes.

Emilio Rafael Trinidad y Willy Feliz fueron enviados a prisión preventiva por tres meses luego que supuesamente confesaran la comisión del hecho.

La versión del procurador fiscal de Santo Domingo, Perfecto Acosta, da cuenta de que
pudieron dar con los autores porque en el velorio de la víctima notaron que su primo, Trinidad, presentaba leves quemaduras en sus labios.

Según la versión de los supuestos asesinos confesos, Trinidad habría ofrecido 15 mil pesos a Carlos Capellán para que disparara a su prima después que los recogiera al salir de su trabajo en una tienda de la autopista San Isidro, Santo Domingo Este.

La razón que argumeentó el pariente de Yessenia para planificar el crimen fue que ella le habría entregado alrededor de 400 mil pesos para que los prestara entre sus empacadores de la tienda. Al incumplir con la parte del trato ella le hostigaba para que le devolviera su dinero y por la presión decidió quitarle la vida.

Trinidad contrató a Capellán por 15 mil pesos para que disparara y mil pesos a Féliz para que con su motocicleta siguiera el vehículo en que se desplazaban.

El expediente explica que Capellán le disparó en la calle Presidente Vásquez esquina Venezuela, que inmediatamente se bajó del vehículo y abordó la motocicleta que lo esperaba y dejó a Trinidad con la joven en estado agónico.

Quien habría disparado contra Rivera relató que cuando Trinidad vio que su prima no terminaba de morir se desplazó en el auto de la víctima y comprró un galón de gasolina utilizado posteriormente para quemarla en el vehículo.

Acosta dijo que Trinidad no resistió la presión y confesó ser el autor del crimen. Al mismo tiempo reveló los nombres de los otros dos implicados.

La primera versión que involucraba al ex esposo de la víctima. Sin embargo, la confesión de Trinidad lo libera de culpas.


Las intrrogantes


Lo que arroja ciertas interrogantes es la secuencia de hechos y las mismas versiones de los supuestos culpables.

1.- ¿Cómo es que el cuerpo de la víctima apareció en el asiento del conductor si el primo condujo el vehículo hasta una estación de combustibles?

2.- ¿Cómo Capellán supo la secuencia de pasos que dio Trinidad antes, durante y después de quemar el vehículo con la víctima dentro, si ya él se había ido con Félz, que lo esperaba en la motocicleta?

3.- Siendo la avenida Venezuela una de las más concurridas en la zona Oriental, ¿cómo es que no aparece un sólo testigo del crimen después de que se hiciera un disparo a las 7:00 de la noche?

4.- ¿Cuál fue el hombre que abordó el carro de Rivera -según un testigo- y después de varios minutos le disparó y la quemó dentro del carro?

5.- ¿O se desplazaron con el vehículo de la víctima hasta la estación de combustibles o la gasolina la sacaron de otro carro que un testigo aseguró la perseguía?

6.- ¿Dónde quedaron los argumentos que señalaban a Juan Carlos López, ex esposo de la víctima, como el principal sospechoso del crimen?

7.- ¿Es casualidad que, de los tres implicados, quien disparó a la joven sea el menor de edad, por cuya condición no caben más de cinco años de prisión?

8.- ¿Son tan expertos los confesos criminales que cometen un crimen casi a plena luz del día en una céntrica avenida y solo se les captura de manera casi accidental al notar las autoridades una leve quemadura en uno de los imputados?